Jueves Santo

Publicado el sábado 12 de abril de 2014 por Feriados Argentina

 


Jueves Santo

El Jueves Santo es una fiesta de origen cristiano que coincide con el jueves previo al Domingo de Resurrección. Forma parte de la festividad de nombre Semana Santa que ocupa un total de cuatro días.

En el Jueves Santo se conmemora la Eucaristía en la Última Cena así como el lavatorio de pies que hizo Jesús.

El Obispo diocesano realiza la Misa crismal por la mañana en la cual se consagra el Santo Crisma y son bendecidos el resto de óleos. Además, es el momento en el que los sacerdotes tienen que renovar las promesas realizadas cuando fueron nombrados.

La resurrección por el contrario es celebrada a la llegada de la noche del Sábado Santo (al inicio del Domingo de Resurrección).

Otra misa es celebrada los Jueves Santo a la hora mona (las tres de la tarde), momento en el que finaliza la Cuaresma y es cuando se celebra la Institución de la Eucaristía y el mandamiento del amor.

En esta misa se realizan cantos y el color utilizado es el blanco que sustituye al morado del periodo de cuaresma (todo el día hasta las 15:00, es decir, hasta la entrada de la hora mona).

En este momento se leen el libro del Éxodo y la primera carta del apóstol San Pablo a los Corintios así como el salmo responsorial. Finalmente, el sacerdote tiene que lavar los pies a doce personas de los asistentes simulando el gesto de Jesús con sus discípulos.

Se trata de una festividad que combina la alegría con la tristeza, ya que cuenta con un ambiente bastante festivo, pero a la vez se recuerda con tristeza lo que ocurrió esa misma tarde.

Después de repartirse la comunión se procede a realizar una procesión dentro de la iglesia con el “Monumento”, que es un altar que tan sólo se utiliza para esta celebración. Una vez finalizada, los oficios finalizan a la espera de ser continuados al día siguiente. Esta es la razón por la que no se imparte la bendición. Por ello, el seglar nos informa de la finalización de la ceremonia y nos invita a volver al día siguiente para conmemorar la muerte del Señor.

No obstante, el Monumento no es retirado hasta el día siguiente (Viernes Santo) y permanece en la iglesia durante la Hora Santa (media noche), recordando el sufrimiento y el encarcelamiento de Jesús, y es por ello que se procede a la oración también conmemorando que en el huerto de Getsemaní Jesús pidió a sus discípulos que rezasen por él. Este es el momento de la traición de judas y el prendimiento de Jesús.

   

 Comentarios